domingo

Salif Keita


Salif Keita, nacido en 1948, en Mali es un reconocido cantante y compositor. Descendiente directo del fundador del Imperio de Mali, Sundiata Keita (sigloXII), fue marginado por su familia y apartado de su sociedad por ser albino y trovador, oficio poco apropiado para un hijo de la nobleza mandinga. En 1984 Keita se trasladó a Paris para alcanzar a una mayor audiencia. Su música combina ritmos tradicionales de África e influencias occidentales, siendo la improvisación uno de los rasgos caraterísticos de sus directos. A nivel instrumental también se ve reflejada esta combinación, con la inclusión de yembes, koras, saxofones, guitarras y sintetizadores.

Keita ha triunfado como uno de los grandes cantantes africanos, su voz tiene reminiscencias ancestrales donde cabe la tristeza, la fiesta, el amor o la soledad. Ha conseguido su sueño de montar un estudio de grabación en Bamako (Mali) donde produce a nuevos músicos africanos.
Tiene publicados quince discos y cuenta con numerosas colaboraciones con músicos como Joe Zawinul, Waine Shorter, Richard Bona, Santana, Steve Hillage, Cesárea Évora, Toumani Diabaté, Manu Dibango... Gran aficionado al flamenco, participó en la Bienal de Flamenco de Sevilla en 2006, donde llevó su concierto M´Bemba y se echó unos "cantesitos" memorables con Diego el Cigala. Ese mismo año participó en el Festival Pirineos Sur, acompañado de Tony Allen que fue baterista de Fela Kuti que decía de él que equivalía a cinco bateristas y cuando Tony Allen dejó el grupo fue sustituido por cuatro bateristas que tocaban a la vez...

Tequeré

7 comentarios:

ESTHER dijo...

Viva Salif Keita! Viva Jazz Ceuta!

besitos!!!

jazz ceuta dijo...

¡Vivan las mujeres listas y valientes!

Hoy me he acordado de tí al leer un artículo en Cuadernos de Jazz sobre "Blow Up" la peli de Antonioni donde recordarás que un fotógrafo descubre un cadaver al revelar la foto hecha a una pareja en un parque, todo esto con banda sonora de Herbie Hancock, y el artículo incluye una intrigante cita de Cortazar: "Creo que sé mirar, si es que algo sé, y que todo mirar rezuma falsedad, porque es lo que nos arroja mas afuera de nosotros mismos, sin la menor garantía". Supongo que la fotográfia tiene mucho que decir en la arriesgada cuestión entre lo real y lo aparente.
¡Que lío!
Un beso.

ESTHER dijo...

Hombre! Soy muy amigueta de los de Cuadernos de Jazz, incluso salgo en los créditos como fotógrafa. Muy majos. El otro día cené con ellos.

Uf! Qué frasecita! Tu lo que quieres es liarme a mi! La fotografía habla de lo real y de lo aparente a la vez, no lo distingue. La instantánea saca lo que el OJO quiere ver. Me gusta lo que dice Cortázar de que sabe mirar. Me encanta mirar, lo miraría todo sin que me vieran. Miraría por un agujerito el mundo.

BSS

Santiago dijo...

No me había dado cuenta de que estás en los créditos, la verdad es que no extraña. En lo sucesivo me fijaré más en la firma de las fotos y, con tu permiso, presumiré de tí.
Un beso

Troglo Jones dijo...

Tiene cosas interesantes este Salif Keita. Otras me gustan un poco menos.

Esther, ya estás a un paso de la fama. Cuando seas millonaria, acuérdate de los que te apoyamos, ja, ja, ja.

Abrazos.

ESTHER dijo...

Troglito, en el mundo del jazz nadie tiene un duro. Al contrario, hacer fotografías a los músicos me cuesta dinero. Esta afición es para millonetis! je je

A no ser que me descubra un editor de TASCHEN! Ahí sí que veo futuro.

Abrazos a los dos.

Santiago dijo...

Te entiendo Troglo, el Sr. Keita nos lleva a territorios muy lejanos al jazz pero su persona, su coraje y su música me inspiraron el post, que por mi torpeza no le hace justicia.
Un saludo amigo.